Copyright © Desde Aqui TV - Television por Internet | DATV Magazine - La Revista de Todos. Aviso de privacidad.

Servicios publicitarios

DesdeAquiTV.com y DATV Magazine son una fusión de televisión y revista On-line al servicio de los empresario.

​                                     

Si los californianos no responden al llamado del Censo en el 2020, el financiamiento de las escuelas, programas de salud, transporte y representación política en Washington estaría en peligro.

Por Yurina Melara
Covered California

Aunque para la mayoría de personas el año 2020 parece un futuro lejano, para los expertos latinos y representantes del Buró del Censo, este recuento demográfico está a la vuelta de la esquina y hay varias señales que podrían perjudicar a las minorías, principalmente a los latinos.

Ditas Katague, del Comité Nacional Asesor del Buró del Censo dijo durante un evento de New America Media en Los Ángeles, que no duerme en las noches pensando que la nueva administración del Presidente Donald Trump no tiene planes de hacer pruebas que permitan establecer si las personas responderán al llamado del censo.

“El programa de idiomas (español y otros) ha sido recortado. La publicidad ha sido recortada. La mercadotecnia ha sido recortada. Las pruebas han sido recortadas… Me preocupa que el mensaje no llegue a las diferentes comunidades, y que las personas, principalmente en California, no sean contadas”, dijo Katague.

Para Ofelia Medina, del Fondo Educativo de la Asociación Nacional de Oficiales Electos (NALEO), los latinos necesitan asegurarse que sean censados y que  independientemente de la situación migratoria, todas las personas en el hogar estén representadas en el censo.

En el Censo del 2010, NALEO estima que unos 113,000 niños latinos en California no fueron incluidos, lo que tuvo en impacto en la cantidad de dinero que el estado recibió para la educación.

“Hay muchas razones por las cuales las familias optan por no ser incluidas, la principal es porque no confían en el gobierno federal”,  y ahora con la nueva administración Trump, la desconfianza es aún mayor, agregó Medina.

La Oficina del Censo no completó un censo de prueba en español que estaba planeado en Puerto Rico, y tampoco está implementado métodos para asegurarse que las personas en zonas remotas o rurales. Además se estima que habrá menos de la mitad de encuestadores que en el censo del 2010.

Si las personas en California no son censadas adecuadamente, la población que tradicionalmente es menos conservadora y étnicamente más diversa, perdería representación política en Washington, así como financiamiento para educación, transportación y salud.  En conclusión, los expertos concuerdan que el futuro del Estado está en peligro.



 

Censo 2020: California en peligro de perder dinero y representación en Washington